‘EL CAMINO AL EVEREST’: CAPÍTULO 2 – LA AVENTURA HACIA EL EVEREST CONTINÚA

Luego de haber disfrutado de un momento maravilloso en la ciudad de Chengdu, Madars Apse, Chris Haslam, Mario Wirnsberger y Peter Molec emprendieron el viaje hacia Lhasa, la capital del Tíbet, la cual se encuentra a una altitud de 3600 metros sobre el nivel del mar, siendo la falta de oxígeno el principal obstáculo que notaron estos aventureros llegados a este punto, aunque afortunadamente y de manera paulatina, todo volvió a la normalidad luego de haberse aclimatado.

Todo parecía ir sobre ruedas hasta que Madars Apse sufrió un grave accidente al intentar deslizar sobre una barandilla demasiado delgada y que encima estaba hueca por dentro, rompiéndose así, la cadera. Con un hombre caído en la aventura, el resto de los patinadores decidieron visitar el monasterio Jokhang, el palacio Potala (punto conocido por la famosa película “Siete Años en el Tíbet”) y el monasterio Ganden que se encuentra ubicado a una altura de 4500 metros sobre el nivel del mar y de donde tuvieron la maravillosa suerte de poder contemplar una imagen digna de postal del Himalaya.

Luego de haber ingresado a Madars Apse en el hospital de Lhasa, el grupo restante de patinadores partieron rumbo al monte Everest, la montaña más alta de mundo. Continúa disfrutando de “The Way To Everest”, una maravillosa experiencia llena de Skateboarding a través de uno de los puntos más hermosos y mágicos del planeta.